Todo comenzó el día 23 de Junio del año 2016, cuando la ciudadanía británica fue llamada a las urnas, para democráticamente votar acerca de su permanencia o no en la Unión Europea. El resultado de la votación fue chocante, el 52% de la población británica con derecho a voto no quiso seguir bajo la jurisdicción de la Unión Europea con sede en Bruselas. Los ciudadanos del Reino Unido, la quinta potencia económica del mundo creyeron en ese momento que lo mejor para su nación era hacer las cosas independientemente, sin necesidad de ser regulados y gobernados por la Unión Europea, una Unión que desde entonces está levantando aún más interrogantes.

Este evento supuso un hito en la historia de Europa, como continente y en concreto, en la Unión Europea como institución. Uno de los estados miembros pone de manifiesto que no quiere seguir bajo su jurisdicción. Este hito, a día de hoy en el año 2019 todavía sigue en proceso y tiene previsto culminarse a finales de Octubre de este mismo año, hasta entonces no podremos saber cómo será exactamente el desenlace de este evento.

El hecho de que no se sepa exactamente que va a ocurrir, porque aún no se han establecido los términos de salida, hace que el Brexit vaya a ser el acontecimiento político de mayor trascendencia que posiblemente presenciemos en el año 2019. Está teniendo un impacto en el mundo empresarial y su efecto más claro lo están notando las empresas desde el punto de vista de la incertidumbre que genera. Al ser una situación inédita, que no ocurre frecuentemente y que supone un cambio de paradigma. El Reino Unido entró a formar parte de la Unión hace más de 45 años, el 1 de Enero del 1973, desde hace más de 45 años, los ciudadanos Británicos han estado acostumbrados a vivir bajo la jurisdicción de la Unión Europea, es por ello que la salida va a suponer un cambio del que nadie está acostumbrado y del que nadie sabe que es lo que va a ocurrir exactamente. Es cierto que se barajan varios escenarios o hipótesis posibles, y que la salida tomará un rumbo u otro en función de cómo se den las negociaciones entre el Reino Unido y la Unión Europea, pero son tantos los detalles a negociar, que la incertidumbre no se disipa tras varios años de conocer el resultado de la votación.

Las negociaciones entre países envuelven tal cantidad de información y detalles que la hacen altamente complejas. Detalles como el movimiento de personas entre fronteras, movimiento de bienes, prestación de servicios y temas impositivos entre otros son los detalles que se han de negociar, para así establecer un marco legal que permita el correcto funcionamiento del país en el futuro. En particular, el libre movimiento de ciudadanos dentro de la Unión Europea parece ser uno de los puntos claves del Brexit. En Reino Unido hay más de 3.5 millones de ciudadanos Europeos con nacionalidad diferente a la del Reino Unido, lo que hace del país uno de los más preferidos dentro de la unión, representando los ciudadanos de la Unión Europea aproximadamente el 5.5% del total de la población. Para hacernos una idea, en España, el mismo porcentaje está en el 3.5%, lo que representa un 2% menos en comparación.

Y ahora nos preguntamos, ¿Es este 5.5% una de las causas del Brexit?, sinceramente, no creo que sea la única causa, aun siendo elevado este porcentaje. Obviamente ha sido un aliciente más, y ha sumado puntos para que los ciudadanos de Reino Unido optaran por salir de la Unión. Tras seguir la prensa internacional y los comentarios en Twitter de los diferentes líderes políticos, además del libre movimiento de ciudadanos, que era una política interna de la Unión no tenían buena acogida o que no funcionaba correctamente en el Reino Unido, parece que Bruselas estaba imponiendo leyes a cumplir que tampoco eran popularmente aceptadas, por lo que uno de los motivos por el que Reino Unido ha salido de la Unión es para hacer sus propias leyes y que nadie venga de fuera a imponerlas.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado